Té de ajenjo imagen destacada

Té de ajenjo: Úsalo si quieres aliviar dolores y la depresión

Para hablar del té de ajenjo primero es necesario conocer un poco de su historia. La Ajenjo Artemisia fue descubierta por los egipcios hace miles de años, quienes rápidamente notaron las propiedades que esta planta tenía para bajar fiebres, disminuir problemas menstruales e incluso, como antiséptico.

En intercambios comerciales, el té de ajenjo llegó a manos de los romanos y griegos, quienes a su vez descubrieron que esta maravillosa planta también poseía propiedades para desintoxicar y depurar el organismo, teniéndolo incluso como un antídoto para el veneno creado de la hierba cicuta.

Conforme fueron pasando los años, la fama del ajenjo traspasó fronteras continentales, siendo cultivado hoy en día en diversos países gracias a su gran capacidad para adaptarse a los distintos tipos de clima y suelo.

Por su parte, en la actualidad tomar té de ajenjo es una de las soluciones medicinales naturistas más utilizadas por muchas personas para prevenir y aliviar enfermedades y afecciones del organismo.

Propiedades del ajenjo

  • Aperitiva.
  • Absintina.
  • Anabsintina.
  • Antiséptico.
  • Aromatizante.
  • Antiinflamatoria.
  • Antihelmíntico.
  • Antiparasitario.
  • Antimicrobiana.
  • Antidepresivo.
  • Carminativo.
  • Colerético.
  • Expectorante.
  • Desintoxicante.
  • Diurético.
  • Limoneno.
  • Febrífugo.
  • Sílice.
  • Tónico amargo.
  • Taninos.
  • Flavonoides.
  • Inulina.
  • Vitalizante.

Beneficios del té de ajenjo

Enumerar los beneficios que el té de ajenjo aporta al organismo requiere de una investigación bastante extensa, ya que el solo hecho de mencionar los principales componentes que posee nos da una idea de todos los procesos que pueden salir beneficiados en nuestro organismo cuando este té se consume.

El ajenjo es una planta rica en almidón, resinas, taninos, absintin, flavonoides, inulina, sílice, ácidos succínicos, málico y tuyona.

Sea la forma en que se prepare, el ajenjo tiene diversos usos que además de ayudar a prevenir y controlar afecciones del organismo, también funciona muy bien como complemento y repelente, tal como se indica a continuación:

Té de ajenjo para el sistema digestivo

La absintina y anabsintina son unos de los componentes principales del ajenjo, las cuales funcionan como un estimulante del sistema digestivo previniendo a quien lo toma de padecer afecciones como gases, indigestión y parásitos intestinales.

Gracias a este efecto, el té de ajenjo previene el padecimiento de afecciones menos graves como lo son la acidez y molestias estomacales. Por su parte, también se ha demostrado que este té es beneficioso para personas que sufren de anorexia, ya que aceleran el aparato digestivo y despiertan el apetito.

Infusión de ajenjo para perder peso

Al igual que muchos otros tés, el de ajenjo contiene propiedades que aceleran el metabolismo y ayudan a que el organismo queme grasa más rápidamente, lo cual además permite la eliminación de toxinas.

El resultado es un peso más estable, un organismo más sano, un aparato digestivo menos comprometido y una vida más saludable.

Té de ajenjo para la menstruación

Por lo general y desde tiempos ancestrales el té de ajenjo se ha recomendado en mujeres que padecen de periodos irregulares y malestares causados por la menstruación. Está comprobado que el té de ajenjo regula los ciclos menstruales.

Té de ajenjo para la diabetes

El principal efecto del té de ajenjo en el organismo es el acelerar el metabolismo, lo que se traduce en una disminución a corto plazo de los niveles de azúcar en la sangre, siendo uno de los complementos naturistas medicinales más útiles cuando se trata de controlar la diabetes.

Infusión de ajenjo para la hipertensión

Si bien el té de ajenjo es un acelerador metabólico efectivo que puede ayudar a reducir los niveles de azúcar y colesterol en la sangre, también es uno de los tés que más aceite aportan al organismo, por lo que su consumo excesivo puede ser contraproducente en pacientes con hipertensión arterial.

Contraindicaciones del té de ajenjo

  • La infusión de ajenjo está contraindicado en mujeres embarazadas y en periodo de lactancia debido a su efecto antiespasmódico.
  • El ajenjo es una planta rica en aceite, por lo que si lo que se busca es llevar una dieta sana su consumo no puede exceder las 4 semanas.
  • Las personas alérgicas a la planta Asteraceae no pueden consumir té de ajenjo.
  • Por lo general, el consumo de té de ajenjo es mejor cuando se hace bajo las indicaciones de un profesional de la medicina nutricionista.
  • Pacientes con problemas de ulceras, síndrome de colon irritable y epilepsia.
  • Pacientes bajo el uso de tratamientos anticonvulsivos.
  • Pacientes bajo tratamientos para afecciones cardiovasculares.
  • Personas con úlceras gástricas.
  • Personas con hipertensión.
  • Niños menores de 8 años.
  • Una sobredosis de té de ajenjo puede causar confusión y vértigo.

Otros usos del ajenjo

  • El ajenjo puede usarse como insecticida natural, ayudando a repeler insectos y animales de jardines.
  • El ajenjo también se usa como aromatizante en la cocina.
  • Con esta planta también se puede preparar un repelente natural que ayude a prevenir las picaduras de mosquitos.
  • Como ingrediente en la preparación de bebidas alcohólicas.

¿Cómo preparar un rico té de ajenjo?

La preparación de la infusión de ajenjo es bastante sencilla, para lo cual solo deberás seguir estos sencillos pasos y así en menos de 15 minutos estarás disfrutando de esta deliciosa bebida:

Paso 1

Pon a calentar en una olla o tetera 250 ml de agua hasta que hierva.

Hervir agua

Paso 2

Retira el agua del fuego y añade inmediatamente 1 hoja de ajenjo, media cucharadita de postres de hojas secas o una bolsita de té de ajenjo de tu marca favorita.

Colocar el ajenjo en la olla

Paso 3

Remueve un poco y deja reposar por 10 minutos.

Paso 4

Si gustas, pasa la infusión por un colador para que elimines los restos de hojas.

Colar el ajenjo

Paso 5

Para prevenir malestares estomacales como flatulencias y acides, asegúrate de tomar el té de ajenjo 30 minutos antes del almuerzo o la cena.

Beber té de ajenjo

Ahora que conoces todas las propiedades de la infusión de ajenjo no dudes en preguntarle a tu nutricionista de cabecera si puedes incluir esta deliciosa bebida en tu dieta diaria.

También puedes hacer té de ajenjo y orégano, la combinación de ellas potencian sus propiedades. Solo añade un poco de orégano a la preparación y sigue el paso a paso que viste anteriormente.

¿Tienes otras formas de tomar té de ajenjo? Déjanos en los comentarios, también disfruta de otros té que pueden ayudarte a curar malestares correctamente.

Té de jengibre: Para qué sirve este milagroso ingrediente

El té de jengibre es completamente delicioso, y se puede tomar no sólo por el gusto. Sino también por el

0 comentarios
Té de cúrcuma imagen destacada

Té de cúrcuma: Descubre la mejor especie del momento

¿Te gustaría conocer sobre el Té de Cúrcuma? Si es así ¡Llegaste al sitio correcto! Es una especie milagrosa que

0 comentarios
Curar enfermedades con boldo

Té de boldo: Descubre todo lo que puede hacer por ti

El té de boldo es uno de esas bebidas que nos beneficia, pero si no sabemos cómo tomarlo correctamente, también

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *